Fecha de publicación: Vie, Abr 28th, 2017
Politica | Publicado por: Clarin

Ruta del dinero K: Leandro Báez dijo que su padre «tomaba las decisiones de manera inconsulta»

Leandro Báez fue el primero de los cuatro de hijos del empresario K que declara ante el juez Sebastián Casanello en esta nueva instancia de indagatorias en la Ruta del Dinero K.

Junto con sus hermanos están acusados de ser beneficiarios finales de una serie de cuentas que se utilizaron en el exterior para lavar al menos, según el cálculo inicial, 60 millones de dólares. La nueva documentación proveniente de Suiza especifica el vínculo de dos empresas (con cuentas en bancos suizos) con la “familia Báez”.

El hijo de Báez negó la tenencia de cuentas y apuntó contra su padre: «Tomaba las decisiones de manera inconsulta» y pidió ampliación de indagatoria. Los hijos del dueño del Grupo Austral ya están imputados por lavado de activos y ahora podrían estar próximos a quedar procesados.

Señalando que no tuvo tiempo de “analizar la totalidad de este voluminoso expediente”, y solicitando una una ampliación de declaración indagatoria, Leandro Báez realizó su descargo a través de un escrito recibido por el secretario del Juzgado de Casanello. La única vez que respondió preguntas fue ante el juez Claudio Bonadio en la causa Los Sauces SA.

El hijo Báez se negó a responder preguntas considerando que “no está toda la documentación de Suiza traducida ni llegó toda la información aún”, consignó su abogado Julián Schettini y pidió una ampliación indagatoria más adelante. Leandro estuvo en los Tribunales de Comodoro Py una hora y se retiró sin realizar declaraciones. A las 10 su padre también estuvo en el cuarto piso en el juzgado de Bonadio para ratificar una denuncia por violación de secreto fiscal y para notificarse en la causa Los Sauces SA.

Al igual que en otra causas, una vez más Leandro apuntó contra su padre al señalar, que las decisiones en el grupo empresario “fueron tomadas por Lázaro Báez, en forma inconsulta, y por su estilo personalista, sin mediar diálogo alguno”. Así, volvió a remarcar que “nunca” ocupó un cargo directivo en las empresas del “Grupo Báez”, y que por ende no tomaba decisiones. “Sólo he sido director suplente, también en ocasión del reemplazo de Emilio Martín, y sólo por el plazo de un año”, manifestó el hijo del empresario y explicó que ACSA “jamás he tenido injerencia en los asuntos societarios, sólo he colaborado en algunas actividades, por exclusivo pedido de Lázaro Báez”.

La imputación lo acusa de ser parte de una «estructura jurídica, societaria y bancaria destinada a lavar dinero en la Argentina y en el exterior entre 2010 y 2013». Al igual que sus hermana Luciana y Melina, se defenderán remarcando que la nueva información proveniente de la Confederación Helvética no los implica directamente. La información proveniente de Suiza confirma 139 operaciones por 20 millones de dólares con las cuentas Nª 608741 y 608742 del Banco J. Safra, correspondiente a las firmas Marketing & Logistic Management SA y SGI Argentina (Panamá), respectivamente. Más una cuenta en el Banco PKB Privatbank SA, perteneciente a la misma sociedad vinculadas a la familia Báez.

​Respecto a esto, la defensa del hijo del empresario K señaló que la información “se encuentra, en algunas de sus partes, en idioma francés, y aún no ha sido traducida, por lo que me resulta imposible responder sobre un documento escrito en un idioma que desconozco” y remarcó que “no existe, siquiera, una mención de mi persona” en la documentación. Por ello, negó la imputación que lo acusa de haber “participado en un entramado societario, supuestamente, para realizar operaciones de lavado de dinero” por unos 60 millones de dólares.

La causa por lavado de dinero ahora vinculada a la corrupción en la obra pública, que lleva el juez Julián Ercolini, y en este punto el hijo de Báez señaló que está ”absolutamente ajeno a lo señalado en torno a la obra pública y a la evasión fiscal” que Casanello indicó como el delito precedente. El dueño del Grupo Austral está procesado por asociación ilícita junto a Cristina Kirchner por los contratos viales adjudicados durante el kirchnerismo.

El hijo de Báez en cuanto a sus antecedentes laborales, detalló que en 2011 se sumó a Austral Construcciones y fue apoderado de la firma al igual que de Austral Agro SA y de Loscalzo Del Curto. “De esta última empresa, he sido socio minoritario, en reemplazo de Emilio Martín”, expresa el escrito.

La respuesta unificada de los hermanos Báez, será desconocer dichos movimientos.​ Ayer, el financista Fabián Rossi admitió la apertura de cuentas en Suiza y que las mismas correspondían a SGI, la financiera conocida como «La Rosadita», donde tanto Leandro como Martín Báez tenían ingresos frecuentes. Incluso al mayor de los varones, se lo ve en unos videos contando cinco millones de dólares, lo que valió un segundo procesamiento.

Los hijos del empresario K tienen frente judicial complejo. Leandro, Luciana y Martín fueron procesados por retención indebida de aportes previsionales por una suma de $ 33 millones. Además, el juez Claudio Bonadio los procesó por asociación ilícita y lavado de dinero en la causa Los Sauces SA y en el caso de Martín, cuenta con un doble procesamiento por lavado de activos. Los tres tienen embargos millonarios a causa de estas medidas judiciales. La única que sólo está imputada en la Ruta del Dinero K, es la menor de todas: Melina.